11.5.15

Brandada de bacalao


El bacalao es uno de mis pescados favoritos. Me gusta de todas las formas habidas y por haber, de modo que, cuando La Sirena se puso en contacto conmigo para ofrecerme probar los distintos cortes de bacalao que comercializan, no puede decir que no.

Ando corta de tiempo que dedicar al blog, cosa que les expliqué antes de aceptar. Pero, desde La Sirena, me contestaron que no tenía importancia y que si, me gustaba el producto y buenamente podía compartir mi opinión con vostros, pues que estupendo. Pero que si no podía, pues que no pasaba nada. Total que, como podéis imaginar, acepté sin pensarlo dos veces.

Esta brandada de bacalao es una de las varias recetas que han caído a lo largo de estos días. Para prepararla he utilizado las migas de bacalao, pero también han caído ya unos lomos y unos tacos que me han parecido excelentes.

Uno de mis aperitivos preferidos es la brandada de bacalao. No suele faltar en mi mesa cuando tengo alguna comida de amigos o familiares, ya que me resulta muy fácil de preparar y cunde un montón. Acompañada de unas cervezas bien fresquitas y untada, tal cual, sobre unas crujientes tostas, es un bocado exquisito y muy sabroso.

Pero también se puede usar para rellenar pimientos, empanadillas, hojaldres, etc. Da mucho juego, de modo que yo os cuento cómo elaborarla y vosotros decidís, en caso de animaros a hacerla en vuestras casas, en qué la váis a emplear.

Necesitamos

  • 250 grs de migas de bacalao
  • 100 grs de aceite de oliva virgen extra
  • 2 dientes de ajo
  • 50 grs de leche tibia, opcional

Preparación

Comenzamos confitando los ajos. Este es un proceso muy sencillo pero, para que nos salga como debe, tenemos que controlar bien la temperatura del aceite, que no debe superar los 80 ºC. No tendremos problema con esto, si contamos con un termómetro de cocina. Si no es el caso, tendremos que poner el fuego al mínimo y asegurarnos de que los ajos no se fríen en ningún momento.

Para confitar los ajos, los pelamos, los colocamos en un cacito pequeño y cubrimos con el aceite. Colocamos el cacito al fuego, removiendo de vez en cuando para que se confiten por todos lados por igual, durante unos 30-40 minutos. Transcurrido este tiempo, tendremos los ajos listos. Los aplastamos con un tenedor para obtener una pasta y reservamos.


Dejamos enfriar el aceite de oliva y lo dividimos en dos partes. Una de ellas, la reservamos. La otra, la vertemos en un cazo alto junto con la pasta de ajo confitado y las migas de bacalao. Removemos la mezcla, sin parar, con energía y siempre en la misma dirección. Al mismo tiempo incorporamos, en un hilo fino, la otra mitad del aceite que teníamos reservada (como si estuviéramos preparando una mayonesa).

La brandada estará lista cuando obtengamos una pasta blanca y esponjosa. Una vez fría, la servimos acompañada de unas tostas de pan, en cucharitas de aperitivo, etc. 

Nota: Podemos aligerar la brandada añadiendo un poco de leche tibia, lo que le proporcionará un sabor más suave y un color más blanquecino. O, también, mezclarla con la misma cantidad (en peso) de patata hervida en puré, para obtener lo que se denomina "bacalao benedictino". Es una buena manera de alargar la brandada y que nos cunda más.

6 comentarios :

  1. A mi también me encanta el bacalao y la brandada nos da mucho juego porque como dices, nos puede servir tanto de relleno, como dip o en cualquier otra elaboración.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Me chifla la brandada, gracias por la receta!! Besos

    ResponderEliminar
  3. Me encanta la brandada, ademas es muy versátil y se pude combinar de muchas maneras.
    Buena semana
    Bss

    ResponderEliminar
  4. Es muy socorrida aparte de deliciosa, que nos saca de muchos imprevistos
    Bss

    ResponderEliminar
  5. Estupenda receta y muy socorrida.
    Besos crisylaura.

    ResponderEliminar
  6. Yo la uso para rellenar pimientos, pero cada vez que hago procuro que me sobre para guardar, untada en unas tostadas es una delicia, y ahora en verano, acompañando una cañita fría... no te digo na.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario, me arranca la sonrisa :)