11.9.14

Sushi para DIRECTAS AL GRANO


La propuesta del reto Directas al grano de este mes llega de la mano de Paula, culpable donde las haya de hacerme pasar por más de un apuro no previsto la mañana que me estrené en la preparación de sushi.

Si os digo que elaborar sushi es sencillo no os miento, pero también os digo que es una de las elaboraciones más laboriosas en las que me he metido en mucho tiempo. Sobre todo si es la primera vez que lo elaboráis y no tenéis ni experiencia ni base alguna sobre la que apoyaros lo que, creedme, es posible nos pase a todos nosotros puesto que la cocina española tiene poco que ver, o nada, con la japonesa. Al menos con el sushi.


Mi apuro principal tuvo que ver con la mala gestión del tiempo. Mis previsiones salieron mal, pasé más tiempo del deseado en la cocina y mi familia y yo terminamos comiendo a las 16:30 horas. A mi favor diré que nos habíamos levantado todos muy tarde y desayunamos a mediodía. De no haber sido por eso, creo que los habría visto a todos danzando por la cocina en turnos preparándose alguna que otra cosa para picar para matar el hambre. Pero, como ya he dicho, no fue así.

A pesar de esto, el resultado fue fabuloso y la tardanza perdonada según iban cayendo los distintos tipos de sushi preparados. Hoy sólo voy a daros la receta del uromaki ebi para no extender demasiado esta entrada. Los otros dos, nigiri sushi y gunkan maki, se dejarán caer por aquí en un futuro no muy lejano.

Antes de meterme en faena, hay dos consejos que me gustaría daros y que os facilitarán la tarea cosa mala.
  • Haceos con un cuchillo de calidad y aseguraos de que está afilado al elaborar sushi. Este punto es clave ya que los cortes del sushi han de ser precisos y limpios.
  • Mantened las manos húmedas en todo momento cuando manipuléis el arroz teniendo a mano un cuenco con agua en el que ir sumergiéndolas, y bien secas cuando manipuléis el alga nori. Un trapo cerca también os será de utilidad.
Además, si tenéis el arroz preparado de antemano, evitando así que se alargue vuestro tiempo en la cocina, entonces tenéis medio camino recorrido.

El tiempo de cocción del arroz no es largo pero es necesario removerlo bien para que se enfríe y se mezcle con el aliño, Este paso no nos lo quita nadie. Menos mal que la cocción me la facilitó la Rice&Grain Cooker de Lékué, su arrocera para microondas que deja el arroz en su punto, en cero coma y sin despeinarse.


Es extremadamente fácil de usar. Tan sólo hay que seguir las indicaciones sobre tiempos y cantidades de agua que indica Lékué, que dependen de la cantidad de arroz a cocer y del tipo de arroz, introducirla en el microondas y...listo.

Dicho todo esto, paso ya a contaros la receta. Seguro lo estáis deseando :)

Comenzamos por EL ARROZ. Las cantidades indicadas son las que utilicé para los tres tipos de sushi que veis en la foto de portada. Si sólo vais a elaborar el uramaki ebi tendréis que reducir la cantidad a la mitad (aproximadamente).

Necesitamos (para 2 personas)
  • 120 grs de arroz para sushi
  • 300 ml de agua
  • 1 cucharada de vinagre de arroz
  • 1/2 cucharadita de azúcar
  • 1/4 cucharadita de sal
Preparación

Comenzamos preparando el aliño de vinagre disolviendo, en una cacerola pequeña, el azúcar y la sal en el vinagre a fuego bajo. Una vez disueltos, retiramos del fuego y dejamos enfriar.

Lavamos bien el arroz sobre un colador y bajo el grifo de agua fría hasta que el agua salga limpia. Lo colocamos en la arrocera junto con el agua, cubrimos con la tapa y cocemos en el microondas durante 12 minutos (tiempo aproximado según potencia del microondas).

Transcurrido este tiempo, retiramos la arrocera del microondas con cuidado de no quemarnos (mejor si nos ayudamos de un trapo o unas manoplas) y dejamos reposar 3 minutos antes de destapar.

Transferimos el arroz a una fuente amplia y lo extendemos sobre toda su superficie. Añadimos el aliño, repartiéndolo uniformemente sobre el arroz. Removemos el arroz con ayuda de una espátula, de arriba abajo y de izquierda a derecha, con movimientos de corte, para separar los granos, extender el arroz y dar a cada grano la posibilidad de quedar recubierto por el aliño de vinagre.

Enfriamos el arroz con un abanico para que la temperatura del mismo baje lo más rápido posible. Removemos de nuevo el arroz, llevando los granos del fondo a la superficie para que se enfríen más rápido.

Una vez listo el arroz, en caso de no tener listo el resto de ingredientes necesarios para montar los distintos tipos de sushi, lo cubrimos con un trapo húmedo para evitar que se seque.

Continuamos por el URAMAKI EBI, unos rollos invertidos con el alga nori en el interior y el arroz en el exterior relleno de langostinos empanados y fritos. Llamativo a la vista y delicioso al paladar.


Para elaborar un total 16 sushi uramaki-ebi necesitamos, además del arroz anterior (la mitad de cantidad, ojo), los siguientes ingredientes:
  • 8 langostinos frescos
  • 8 brochetas de madera
  • 1 cucharada de harina de trigo
  • 1 clara de huevo
  • 3 cucharadas de panko
  • Aceite de oliva suave en abundancia
  • Alga nori
  • 2 cucharadas de sésamo negro
  • 1 makisu (esterilla de bambú)
  • Film transparente

Forramos el makisu (esterilla de bambú) en film transparente y la reservamos.

Retiramos las cabezas de los langostinos y para que se mantengan rectas mientras las freímos, insertamos una brocheta de madera en cada una a lo largo del cuerpo (de la parte superior a la cola).

Pelamos los langostinos, dejando las colas intactas, y los espolvoreamos con harina hasta cubrirlos por toda la superficie (retiramos el exceso). Los pasamos por la clara de huevo y, después, por el panko presionando ligeramente para que el pan se adhiera a los langostinos.

Calentamos abundante aceite en una cacerola y freímos los langostinos hasta que adquieran un tono dorado. Retiramos y dejamos enfriar sobre papel absorbente. Una vez fríos, retiramos las brochetas con cuidado (ojo, que se quedan pegadas) para no romperlos.

Cortamos cuadrados de alga nori de un ancho ligeramente inferior al largo de los langostinos.

Colocamos el primer cuadrado de alga nori sobre el makisu, lo cubrimos en su totalidad con una capa fina de arroz y espolvoreamos con semillas de sésamo.


Volteamos el lecho de arroz (podemos usar otra esterilla de bambú para ello o colocarlo en la mano, por el tamaño que tiene lo podemos sujetar perfectamente sin que se nos desmonte) de forma que el arroz quede debajo. Colocamos un langostino transversalmente en el centro del alga nori, dejando sobresalir la cola por uno de los extremos.

Levantamos el extremo más próximo a nosotros del makisu y enrollamos sobre el langostino, procurando que no se mueva del centro.

Presionamos ligeramente el uramaki dentro del makisu al tiempo que seguimos dándole forma.

Retiramos y cortamos en dos trozos.

Servimos con el lado del corte hacia arriba, en el caso del trozo inferior, y con el corte hacia abajo y la cola sobresaliendo por encima del uramaki en el caso del trozo superior. Acompañamos de salsa de soja y mayonesa de wasabi.


Hasta aquí mi aportación al reto Directas al grano. No se vosotros pero yo estoy deseando ver qué cuentan mis compañeras y si les resultó igual de laborioso que a mi. Aunque, lo que realmente tengo ganas de comprobar, es qué elaboraciones presentan al reto :)

¡Vamos para allá!



Fuentes utilizadas: "Sushi" de Ryuichi Yoshii, Iberlibro Ediciones; "26 recetas de sushi" de Emi Kazuko, Editorial Blume; "Sushi de la A a la Z", de Steven Pallett, Editorial El Drac.

23 comentarios :

  1. Ay Carmen suerte que la espera para la hora de la comida mereció la pena.

    Esta es una de las recetas más laboriosas que he hecho nunca, cómo tu dices es fácil pero muy entretenida, se ha de tener paciencia y organizarse bien, por suerte yo tuve todo el día ya que en casa fue nuestra cena.

    El resultado de la Rice&Grain no puede ser más satisfactorio, la verdad que en casa ya es un imprescindible y práctica sobretodo para mis hijos que ya la han utilizado varias veces.

    Espero ver pronto tus otras propuestas.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Carmen, tiene una pinta buenísima con el langostino rebozado. Me encanta el sushi pero siempre hago pereza de hacerlo por lo laborioso y delicado que es. Tu receta me está dando ganas de probar...
    Besos, voy a ver a resto de compañeras

    ResponderEliminar
  3. Yo suelo hacer sushi cada tanto y aprovechando que había una oferta de productos asiáticos en una cadena de supermercados me pasé el sábado por la mañana elaborando sushi para una fiesta que había por la noche, en este caso los hice vegetales, no quería sustos.
    De todas maneras pienso que, al menos a mi me pasa, cada vez que hago sushi es igual que si fuera la primera vez, lo hago muy de tanto en tanto y no termino de "pillarle el truqui", eso si, me encanta hacerlo, siempre que hago aprendo algo nuevo que no sé por qué la vez anterior no sabía, jajaja
    Love sushi!
    Besitos

    ResponderEliminar
  4. Con ésta pinta de buena y esos ingredientes dan ganas de cogerte uno de la bandeja, te quedaron estupendos. Besos!!

    ResponderEliminar
  5. Nunca he probado en hacer y no por falta de material pero nunca encuentro el momento. Con los langostinos rebozado tiene que ser todo un lujo, me encanta como te ha salido y ese aparatito es pura maravilla. Beso.

    ResponderEliminar
  6. Nunca lo he hecho, pero si que me parece laborioso!!! Desde luego a ti te han quedado estupendos!!!
    Besitos

    ResponderEliminar
  7. Carmen, estoy sin palabras, buenísimo.

    ResponderEliminar
  8. Tomo buena nota Carmen, porque estoy muy seriamente decidida. Aunque creo que soy un poco mas baga y me he comprado el kit de sushi del Lidl aunque los pasos sera mejor imprimirlos de tu blog jaja. Haber que sale???????????
    Besinos

    ResponderEliminar
  9. Que apetecible se ven, me encanta el sushi pero nunca lo he hecho, haber si me ánimo hacerlo porque te han quedado de lujo!!

    Un besito.

    ResponderEliminar
  10. No lo he preparado nunca y me gusta bastante, sobre todo este que nos traes que tiene una fabulosa presencia! besos

    ResponderEliminar
  11. ¡¡Menos mal que te salieron bien!!. Los tienes esperando tanto y luego no están buenos y tienes que salir corriendo jajajaja. En fin, laborioso sí pero con esos consejos que das y si tienes hecho un rato antes el arroz tampoco cuesta tanto. Yo es que lo veia muy negro y luego resulto que no lo era tanto por eso lo veo así, optimista. A nosotros nos encantaron. Mi madre y mi tía a sus 80 años les encanto y eso fue muy gratificante. Y a mi marido!! don raro para comer también le gustaron. En fin, que una vez que sabemos hacer algo y gusta... hay peligro de que nos lo pidan y yo me quedo con tu receta, con la de todas pero esos langostinillos.... me han encantado

    Un beso y hasta el próximo reto
    Bea

    ResponderEliminar
  12. Si que es laborioso sí, pero la satisfaccion que da al comerselo no la quita nadie!!! Te quedo genial, yo desde luego me llevaba un par de cada. Este finde me pongo con mi arrocera, no dejo pasar un dia mas :)
    Besotes guapa

    ResponderEliminar
  13. Me encanta ver tanto sushi! Yo hice el pasado finde, y como teníamos una vegetariana en la mesa, lo hicimos estrictamente vegetal con mucho pepino y aguacate y algunas semillas... es delicioso!

    ResponderEliminar
  14. Vaya chicas, siempre voy fuera de tiempo, tengo un plato de arroz que iba a presentar y veo que no es de arroz, es de Sushi, pues vaya otra vez sera.
    Te ha quedado fantástico tu sushi.
    Besos


    ResponderEliminar
  15. Esta historia es toda una muestra de que querer es poder, y no ya por tratarse de un reto al que pudieras tener más o menos ganas, si no porque cuando a una le come el tiempo, lo que esta por conseguir es más bien una alfombra directa al estrellamiento, que no al estrellato. Con ese tic-tac sobre mi cabeza, pesando, no sé yo si hubiera logrado tan buenos resultados. Pero es que tú tienes una templanza envidiable :)

    Una de las muchas propuestas que yo vi fue una del estilo a la tuya, pero el tener que rebozar los langostinos me echó para atrás. ¿Más tiempo a invertir? Uys, no. Busquemos otra alternativa. Y lo reconozco: muy convencional. Pero por aquel entonces ya sabes cómo andaba yo y no quería arriesgarme a que no saliera bien y tener que repetirlo.

    Tus tres propuestas me parecen un encanto; porque lucen muy bien según se las ve, pero también porque sé que nos han de gustar visto lo visto que ya ha pasado por casa.

    Ahora a esperar esas otras ideas que dices verán la luz. Nos tienes ... un tanto intrigados, aunque nos dejas pistas, eh ;)

    Besos

    ResponderEliminar
  16. Tienes razon Carmen es facil pero es laborioso,pero la espera merecio la pena por los buenas de tus propuestas y la foto captan perfectamente lo bien que te quedaron.Reto superado¡¡
    Bss

    ResponderEliminar
  17. superior ¡¡ presentación de 10 ,me ha encantado ¡¡¡¡ un besazo

    ResponderEliminar
  18. Ains Carmen, sabes que adoro tu receta y que bien a gusto me la comería. De hecho está en pendientes, porque al contrario que Yolanda, desde que he visto la idea de poner en el interior un langostino rebozado con panko, me tienta y mucho!!

    Felicidades por conseguir el reto y por el éxito que tuvo en casa. Deseando ver las otras dos recetas estoy!

    Y ah! Felicidades por la foto, me encanta!!!

    Besos. Paula

    ResponderEliminar
  19. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  20. jajaja Carmen, he eliminado un comentario porque sin querer te he puesto el de Neus, juas

    Besos. Paula

    ResponderEliminar
  21. Carmen, discúlpame, por mis prisas y por mi error, ya he arreglado el desaguisado en mi blog.
    Besos

    ResponderEliminar
  22. Me encanta la foto y seguramente yo también habría perdonado el comer a esa hora, aunque creo que hoy por hoy no creo que en mi casa prueben un sushi hecho por mi. Me gusta, si, pero lo justo, para comer de vez en cuando y no tener que complicarme peleándome con el arroz, je, je.

    Bss

    Elena
    http://lacajitadenieveselena.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  23. La verdad es que es una receta que requiere mucho tiempo y paciencia, pero vale la pena. Te ha quedado genial!!
    Un saludo

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario, me arranca la sonrisa :)