15.5.14

Choco Macarons


Ultimamente no paro de publicar elaboraciones dulces. Estoy de un empalagoso que no puedo conmigo misma. No creáis que sólo como dulce, que la verdad es como para pensarlo, es que las cosas han surgido así y así se han quedado.

Normalmente hago un pequeño esfuerzo por intercalar alguna que otra receta salada entre tanto goloseo pero para ello tengo que tener tiempo que dedicar a la cocina, a la fotografía y a la edición de la entrada. Y eso es algo que veo muy poquito desde hace meses...y de lo que voy a ver incluso menor a partir de ahora porque los exámenes del último trimestre están a la vuelta de la esquina.

La elaboración de hoy es sencilla a más no poder pero bien lucida y una salida rápida si queremos tener un original bocado listo en un abrir y cerrar de ojos. Perfecto para esos cafés de después de comer porque el chocolate no le puede ir mejor al momento. Al menos eso pienso yo.

Para elaborar estos choco-macarons tan sólo necesitamos los moldes de Silikomart y chocolates negro y blanco (o cualquier otra combinación que se os antoje).


 Molde Choco Macaron de Silikomart

Fundimos el chocolate que vayamos a utilizar para las conchas de los macarons, que en mi caso fue el chocolate negro. Yo lo hago en el microondas, con golpes de calor de 30 segundos cada uno y removiendo entre golpe y golpe para asegurarme de que no se quema el chocolate. También se puede hacer al baño maría y entonces si que no se quemará.

Una vez fundido el chocolate, rellenamos cada una de las cavidades del molde y lo introducimos en la nevera para que se endurezca.

Una vez duras las conchas, las desmoldamos y colocamos sobre una superficie plan (una bandeja, un plato, etc).

Fundimos el chocolate para el relleno (yo opté por el blanco) procediendo de la misma manera que con el chocolate anterior y dejamos que se atempere un poco.

Vertemos una pequeña cantidad del chocolate blanco sobre la mitad de las conchas y esperamos que empiece a endurecer. Colocamos las otras mitades encima, presionando ligeramente para que el relleno se extienda (sin derramarse) hasta el extremo de las conchas, y dejamos enfriar en la nevera hasta el momento de disfrutar de ellos.

Bon apetit!

20 comentarios :

  1. Qué rico y qué fácil!!! La verdad que el chocolate y el café son pareja perfecta :)
    Seguro que vas a sacar esos exámenes con buena nota... tú estudia mucho!!
    besos

    ResponderEliminar
  2. jajajajaj Carmen !! menudo "cambio"les has dado a los macarrons !! jajaj los tuyos la verdad es qeu me parecen muucho mas comodos y practicos y seguro que me salen a la primera !! yupii que gran ide unso "macarrones" de chocolate rellenitos de crema ..que buenos...a mi me gusta que te pongas en plan dulce y cuanto mas dulce muucho mejor !! un besete y gracias por la receta un placer Carmen
    Milicocinillas

    ResponderEliminar
  3. ohhh!!! Carmen, qué bonitos te han quedado!!! Y lo siento por mis amigos de Silikomart, pero acabo de ver las fotos del molde que enlazas y anda que no es más bonita la tuya, jajaja. NO te extrañe que te la pidan, jajaja

    Yo quiero uno junto a mi cafelito, se puede???

    Besos. Paula

    ResponderEliminar
  4. Si están tan ricos como bonitos, puedes seguir haciendo dulces por siempre jamás ;).

    Besitos mil

    ResponderEliminar
  5. Oleee que bocado...madre mía lo bien que me iria ahora para acompañar mi café. Sabes que llevo desde la semana fatidica de la intoxicación sin comer chocolate, el otro día comi un cachito y me sento mal y empiezo a tener un mono de chocolate que me subo por las paredes jajaja
    Un beso guapa

    ResponderEliminar
  6. Ya me parecían raros esos macarons en la foto y ahora salgo de dudas, jeje. Originales y desde luego mucho más rápidos y seguros que los auténticos. Besiños.

    ResponderEliminar
  7. q pasada!!!! vaya pinta q tiene!!!! mucho mas faciles q los autenticos xo una version rapida q siempre nos sacara de un apuro.

    ResponderEliminar
  8. Qué maravilla de moldes estos! me los tengo que conseguir! Creo que me sucede como a tí, cada vez hago más preparaciones dulces, es que la repostería da tanto juego y siempre uno va encontrando novedades, estos macarons de choco me encantaron! Besitos

    ResponderEliminar
  9. Porque estoy en eterna dieta que sino.... no sabes cuanto me han llamado la atención, tienen un aspecto fabuloso y la versión me parece de lo más golosa ;) me la apunto!

    ResponderEliminar
  10. Me encantan ,que guapos quedan y casi sin trabajo ,con el que dan los verdaderos macarons.Yo tambien publico casi todo dulce,pero tambien cocino salado jjjjj.besinos

    ResponderEliminar
  11. Oooooh, ¡quedan ideales! Tienen una pinta estupenda.
    Tengo que hacerme con un molde como ese.

    Un besote :)

    ResponderEliminar
  12. que bonitos y faciles de hacer! me encantan! bicos

    ResponderEliminar
  13. Están para darles un bocadito detrás de otro, de diez, menuda pinta tienen, besosss!!!

    ResponderEliminar
  14. Carmen!!! me matas, soy lo más goloso del mundo, esos choco-macarons pueden ser un vicio, vamos como para tener todo el día en la nevera y excursionar, fantástica idea!!! menos mal que hace años que abandoné el bikini, jajajja, bss

    ResponderEliminar
  15. Que bocado más delicioso!! Me comería uno detrás de otro....

    Besos.

    ResponderEliminar
  16. Maravillos este molde no? Vaya pinta más buena. Buen finde. Bss

    ResponderEliminar
  17. Te han quedado preciosos, tienen una pinta bárbara.

    ResponderEliminar
  18. Fácil y muy aparente desde luego y seguro que muy rico. ¡¡¡Suerte en los exámenes!!!!!. Besos

    ResponderEliminar
  19. aparentes a más no poder y más rápidos que los macarrons desde luego .. Me ha encantado la entrada. BESOS

    ResponderEliminar
  20. Me encantan esta entrada, quedan fenomenal, te cogemos la receta que seguro que la hacemos muy pronto.
    Besos cris y Laura.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario, me arranca la sonrisa :)