13.6.11

Crema dos pimientos con polvo de ibérico



Esta crema la suelo preparar cuando tengo invitados.  Me encanta ver las caras de asombro que ponen cuando llegan los platos a la mesa y preguntan "¿pero cómo has hecho esto?".  ¡Es genial!

La receta es sencilla y la crema está riquísima.  Yo creo que lo tiene todo.  ¿Te animas a hacerla?


Necesitamos

  • 2 pimientos amarillos, sin pepitas y troceados
  • 2 pimientos rojos, sin pepitas y troceados
  • 2 cebollas picadas toscamente
  • 2 patatas pequeñas cortadas en dados
  • 600 ml de caldo de verduras
  • Aceite
  • Jamón ibérico en lonchas

Preparación

Cubrimos el fondo de una cacerola con aceite (2 o 3 cucharadas) y rehogamos la cebolla lentamente hasta que comience a dorarse.

Pasamos la mitad de la cebolla a otra cacerola, le añadimos la mitad de la patata, el pimiento rojo y removemos durante 1 minuto.  Añadimos 300 ml de caldo y dejamos que hierva lentamente durante 20 minutos o hasta que se hayan cocinado las verduras.  Trituramos con la batidora y salamos al gusto (yo no añadí sal porque el caldo le aporta la suficiente).

En la otra cacerola en que tenemos el resto de la cebolla, hacemos la misma operación pero con el pimiento amarillo.
Para que no se mezclen las cremas en el plato a la hora de servir, vertemos cada una de las cremas en una jarra diferente.  Tomamos cada una con una mano y vertimos las cremas en los extremos derecho e izquierdo del plato lentamente y al mismo tiempo.  Al juntarse en el centro, no se mezclan las cremas.  Si nos pasamos al añadir crema de un color sólo tenemos que parar de verter esa crema y añadir un poco más de la otra hasta conseguir que la línea divisoria nos quede centrada.

Servimos la crema espolvoreada con polvo de ibérico.

Para hacer el polvo de ibérico, colocamos unas lonchas de jamón ibérico bajo el grill durante 3-4 minutos con el fin de deshidratarlas.  Vigilamos para que no se nos quemen o para aumentar el tiempo en caso de que no se hayan tostado lo suficiente.  Tienen que quedar secas y crujientes.

Dejamos enfriar el ibérico y lo trituramos con un robot de cocina.

¡Espero que os haya gustado!

7 comentarios :

  1. Pues si, super original me ha encantado y soy la primer en decirtelo , ala

    ResponderEliminar
  2. Hola :)
    Acabo de conocer tu blog y es... muy apetitoso :)
    qué recetas más ricas nos ofreces.
    Me encanta y, sin duda, me apunto esta.

    Un besito.
    Buen día.

    ResponderEliminar
  3. Muy original! Carmen
    Solo verla ya invita a comersela.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Hola Carmen
    ¡¡que blog tan bonito tienes!!gracias por tu comentario, estoy descubriendo tus recetas y me encantan, así que me quedo.
    Fíjate en este enlace¡¡¡ si que ponen caras de sorpresa!!míralo y verás pq me encanta esta receta :
    http://chascarrillosdecasa.blogspot.com/2011/06/crema-de-verduras.html

    besotes

    ResponderEliminar
  5. Es que desde luego es para preguntar, no me digas?, queda tan vistosa en el plato, está preciosa y seguro que muy rica.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Cada vez estoy más contenta de haber conocido tu blog, que maravilla de receta y no parece difícil, bueno lo de que cuadren tan simetricamente????
    Besitos guapa.

    ResponderEliminar
  7. Que original, me gusta mucho sobre todo para alguna cena con invitados, me lo guardo y ya te contaré si no lo mezclo todo, que yo soy un poco pato

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario, me arranca la sonrisa :)